Mediante un aumento de pecho Marbella dile adiós a los complejos

Atrás han quedado los complejos por no tener el busto suficientemente grande. Mediante un aumento de pecho Marbella, se puede cambiar por completo el escote.

Mamoplastia

El aumento de senos se denomina mamoplastia. Se basa en aumentar el volumen de las mamas mediante implantes. El resultado de esta intervención es un pecho voluminoso y equilibrado.

Este tipo de operación está indicado para mujeres con senos anormalmente pequeños, para aquellas que tienen mucha diferencia de volumen entre ambos o las que han perdido la tenacidad debido a la lactancia.

Las técnicas empleadas son muy numerosas y son los cirujanos los encargados de elegirlas en función de la anatomía de la paciente.

Hipoplasia mamaria

Este término hace referencia a un tamaño de la mama demasiado pequeño en función de la morfología del paciente. También puede desarrollarse una vez acabada la época de lactancia. En estos casos, los senos sufren un retraimiento y quedan con un aspecto de huecos o descolgados.

Mediante la actuación plástica se procura eliminar todos estos defectos y dejar a la paciente con un busto perfecto.aumento de pecho marbella

Incremento de pectorales masculinos

No solo las mujeres quieren tener un busto mayor, los hombres también quieren lucir un buen torso. Esto se consigue mediante la implantación de prótesis en los pectorales.

Esta intervención se la realizan aquellos hombres que no están contentos con sus pectorales o, aquellos, que tienen una malformación. Esta técnica consiste en introducir los implantes por debajo del músculo pectoral. Así quedará mucho más realzado.

Es una cirugía poco invasiva, la hospitalización no suele durar más de un día, en los casos que sea necesaria, ya que puede realizarse de manera ambulatoria.

Aumento de glúteos

No solo se incrementa el tamaño de las mamas, en la actualidad está muy en auge la operación de glúteos. Esta operación se basa en implantes, similares a los que se colocan en las mujeres, pero más resistentes. El resultado son unas nalgas bastante voluminosas y llamativas.

Se recomienda esta intervención en personas que tengan las nalgas aplanadas y con poca tridimensionalidad. Esta intervención es muy sencilla y bastante rápida. En tan solo una hora el paciente saldrá de quirófano.

La recuperación es un proceso fundamental. El usuario llevará una faja de comprensión para evitar descolgamientos. En, aproximadamente dos días, podrá empezar a realizar su vida diaria, teniendo precaución pues no se debe practicar deporte o hacer actividades forzosas.

A día de hoy ya no hay que decir que no al pecho o glúteos soñados.

Deja un comentario